El desempleo siguió aumentando en febrero en la zona del euro, donde ya afecta al 8,5% de la población activa, y en la Unión Europea (UE), cuya tasa está en el 7,9%, en ambos casos dos décimas más que en enero. Según ha informado hoy Eurostat, la oficina estadística comunitaria, el número de trabajadores desempleados subió en febrero en 478.000 personas y de ellas 319.000 están en el área de la moneda única. España volvió a ser el Estado miembro con más desempleo.
En toda la UE ya hay 19,156 millones de desempleados, de los que 13,486 millones se encuentran en los países del euro. España siguió siendo en febrero el Estado miembro con más desempleo, el 15,5% de la población activa, y también lidera la clasificación en desempleo juvenil (31,8%) y femenino (16,3%).

Tras España, los Estados miembros con la tasa de paro más elevada son Letonia (14,4%), Lituania (13,7%) y a cierta distancia Irlanda (10%), Estonia (9,9%) y Eslovaquia (9,8%).

En el extremo contrario se sitúa Holanda, con sólo el 2,7% de la población activa desempleada, Chipre (4,5%), Austria (4,5%), Eslovenia (4,6%), Dinamarca (4,8%) y la República Checa (4,9%).

En el último de año, los países que han visto aumentar más el paro son Lituania, donde ha pasado del 4,4% al 13,7%; Letonia, del 6,1% al 14,4%, y España, del 9,3% al 15,5%.

En cuanto a la distribución por sexos, la tasa de paro masculino en España se elevó en febrero al 14,8%, tras subir siete décimas en relación a enero y 7,1 puntos respecto a febrero de 2008.

El paro entre las mujeres creció algo menos, hasta el 16,3%, cinco décimas más que en enero y 5,1 puntos más que en el mismo mes del año anterior.

En la zona del euro, el paro masculino está en el 8,1% (desde el 6,5% en que estaba en febrero de 2008) y el femenino en el 8,9% (frente al 8,2% de un año antes).

Por último, destaca el fuerte aumento del paro entre los menores de 25 años en España, que en el último año ha pasado de afectar al 20,9% de ese colectivo al 31,8%.