Los títulos de la entidad presidida por Emilio Botín se anotan a las 10:30 por ciento el mayor retroceso del selectivo del continuo al recortar un 1,98 por ciento y colocarse en los 7,93 euros. Su inmediato competidor, el BBVA, se deja un 1,54 por ciento y cotiza a 8,31 euros.