Los expertos de Barclays dicen que habrá que esperar a conocer las actas de la reunión que se publicarán la semana que viene para tener más detalles sobre la evolución de tipos en los próximos meses. 

Los analistas de esta firma creen que el Copom podría volver a subir los tipos en la reunión de octubre. Ellos estiman que la próxima vez será sólo de un 0,25%.

El Banco Central de Brasil se ha visto sorprendido por una coyuntura económica complicada. Por un lado se enfrenta a una subida de los precios que llegó a alcanzar el 6,5%. Las sucesivas intervenciones de la autoridad monetaria han provocado que en agosto el IPC haya caído hasta el 6,15%.

Desde abril, el precio del dinero se ha encarecido en 175 puntos básicos desde un mínimo del 7,25%. Además, la economía brasileña está sufriendo un proceso de ralentización que ha llevado al Banco Central a empeorar las estimaciones de crecimiento del PIB hasta el 2,5% desde un 3-4% que habían previsto inicialmente.

El Copom, además, ya ha expresado su compromiso por frenar la caída del real brasileño contra otras divisas, principalmente frente al dólar. De máximos en marzo, a los mínimos de este mes, la moneda había perdido un 20% de su valor frente a la norteamericana.