El presidente de Renault España, Jean-Pierre Laurent, insistió hoy en la necesidad de renovar el Plan 2000E de ayudas directas a la compra de coches, que, según sus cálculos, ha permitido "salvar" 20.000 puestos de trabajo entre la industria y la distribución.
Laurent, en una entrevista con el diario 'Les Echos', sostiene que el Plan 2000E es rentable para el Estado. Además, desde su posición de "interlocutor privilegiado" con el Gobierno, opina que "existen oportunidades para que el plan se renueve".