El presidente de Indra, Javier Monzón, ha lamentado hoy el escaso apoyo que reciben los temas tecnológicos en España y lo ha resumido con una anécdota: "no sé si saben ustedes que en España se gasta en lotería el doble que en I+D". Monzón por ello ha pedido "medidas de apoyo hacia las empresas de futuro" y ha advertido de que sin dicho apoyo "corremos el riesgo de que la crisis del sector financiero expulse del mercado al tejido de pymes de base tecnológica que se ha creado en los últimos años". Por evidentes razones, ya que Indra es un gigante de la informática, Monzón ha asegurado que el cambio de modelo de la economía española pasa por las nuevas tecnologías. "Hay que poner mucho más énfasis en lo empresarial y afrontar la gran reforma estructural, que a mi modo de ver es la educación, ya que sólo un 30% de los estudiantes acaba la carrera en el tiempo previsto", ha destacado Monzón. Mozón ha lamentado la desafección que tradicionalmente sienten los españoles hacia la tecnología y ha pedido que en el sistema educativo, "antes de la universidad, ya se inculquen los temas técnicos".