El precio medio de la vivienda nueva en las poblaciones de costa descendió un 1%, dos décimas menos que en el conjunto del territorio nacional, hasta los 2.629 euros por metro cuadrado, según datos de Sociedad de Tasación.
Las únicas poblaciones poblaciones costeras con descensos superiores al 4% se localizaron en el arco mediterráneo, con las comunidades autónomas de Cataluña y Andalucía a la cabeza, junto con el archipiélago canario. En concreto, estos descensos se situaron en las andaluzas Torremolinos (-6,3%), Fuengirola (-5,2%), y Almería (-4,1%). En Cataluña, las mayores caídas se situaron en Palamós (-5,8%), Torroella de Montgri (-4,3%) y Blanes (-4%). Por último, los precios sufrieron un descenso del 6% en Las Palmas de Gran Canaria. Por el contrario, los únicos incrementos se registraron en la localidad catalana del Prat de Llobregat (+0,7%), en Huelva (+0,4%) y en Vigo (+0,1%). Por otro lado, los precios medios por metro cuadrado más altos en las localidades de la costa se registraron en Barcelona (4.527 euros), San Sebastián (4.035 euros) y Sitges (3.398 euros). Por el contrario, el metro cuadrado más barato se localizó en Santa Cruz de la Palma (1.361 euros), Ferrol (1.391 euros) y la localidad catalana de Deltebre (1.440 euros).