Tras cuatro jornadas consecutivas en verde, el selectivo español se encuentra en negativo los minutos antes de la apertura después de que ayer cerrara con un repunte del 0,71% y recuperaba la cota de los 8.700 puntos. Hoy se despierta a la espera de una subasta del Tesoro muy optimista a través de la que espera captar unos 6.000 millones de euros en letras. El crecimiento de Alemania se ralentiza y aprece que no ha sentado nada bien a la renta variable europea, tan sólo un 0,1%. El Brent ha abierto en los 109 dólares el barril.