La vicepresidenta y consejera de Economía y Hacienda, María Luisa Araújo, ha vaticinado que el futuro de Caja Castilla-La Mancha (CCM), intervenida por el Banco de España e inmersa en un proyecto de integración parcial en Cajastur, podría estar definido en el primer trimestre de 2010. Será un espacio temporal suficiente como para que el proyecto de futuro para nuestra entidad financiera regional esté completamente cerrado y aprobado por sus respectivos órganos de Gobierno y pasemos a una nueva etapa, ha asegurado.