La balanza comercial de la zona euro registró un déficit mayor del previsto en agosto, tras el superávit de julio -máximo de siete meses- debido a que las exportaciones descendieron más que las importaciones, según datos publicados el viernes por la agencia de estadísticas de la Unión Europea, Eurostat.

Las 16 naciones que integran la zona euro registraron en agosto, en términos no estacionales, un déficit de 4.000 millones de euros, después de registrar un superávit de 12.300 millones de euros en julio. Se trata del primer déficit desde febrero. Los economistas esperaban un déficit de 300 millones de euros para agosto.