Philips no espera una recuperación de sus ventas en el segundo trimestre ni descarta adoptar medidas adicionales para mantener la compañía en buena forma, dijo el consejero delegado Gerard Kleisterlee en declaraciones publicadas en la revista interna del grupo holandés.  "Tenemos un primer trimestre difícil por detrás, con una fuerte caída de los ingresos. No parece que las ventas vayan a recuperarse en el segundo trimestre", dijo Kleisterlee. Ante la falta de expectativas de recuperación económica, Kleisterlee añadió que no descarta adoptar mayores medidas de recortes de costes en los próximos meses.  En abril, la compañía comunicó unas pérdidas netas mayores de lo esperado en el primer trimestre por la caída registrada en su negocio de cuidado de la salud, mientras que sus márgenes se han reducido a más de la mitad.