El Banco para la Reconstrucción y el Desarrollo (BERD) ha respondido al impacto de la crisis económica global en los países de la Europa del Este con un fuerte incremento de sus inversiones en el primer trimestre del año. La financiación del banco totalizó la cifra récord de 1.100 millones de euros en los tres primeros meses del año en curso frente a 678 millones en igual período del año anterior, lo que representa un aumento del 64% con respecto a igual período de 2008. Como parte de las medidas para mitigar los efectos de la crisis, el BERD ha anunciado ya que proyecta invertir 7.000 millones de libras este año, frente a 5.100 millones en 2008.