El Banco Central Europeo (BCE) mantendrá sin variación los tipos de interés en la reunión de su consejo de gobierno del próximo jueves, como resultado de las continuas tensiones en los mercados financieros. Es al menos lo que vaticina una encuesta realizada entre economistas por Thomson Financial News y Agence France-Presse. El presidente del BCE Jean-Claude Trichet anunció el 2 de agosto que el banco central ha cambiado a una posición de fuerte vigilancia, expresión utilizada habitualmente por Trichet para dar a entender que se producirá un repunte en los tipos al mes siguiente.
Sin embargo los economistas creen que el discurso de Trichet se ha visto superado por los acontecimientos. La crisis desatada en el sector de hipotecas de riesgo (subprime) en Estados Unidos ha provocado que los bancos se muestren reacios a prestarse dinero entre ellos salvo por periodos de tiempo muy cortos, lo que ha provocado que los tipos monetarios de la zona euro suban. De los 30 economistas consultados por TFN y AFP, 26 han manifestado que ahora prevén que el BCE mantenga los tipos de interés en el 4 por ciento en la reunión de su consejo de gobierno del 6 de septiembre. Según los economistas, un alza en los tipos de interés vendría a sumarse en estos momentos a las tensiones existentes en los mercados monetarios y carecería de sentido tras las medidas tomadas en las últimas dos semanas para inyectar liquidez al sistema financiero, con el fin de aliviar los problemas de disponibilidad de crédito. Trichet dijo el 27 de agosto que el BCE no está comprometido por haber expresado anteriormente que mantendría una fuerte vigilancia, ya que esto se dijo antes de que se produjeran las turbulencias en los mercados financieros. Trichet señaló que el BCE mantiene sus opciones abiertas en estos momentos y que tomará una decisión sobre los tipos de interés en la propia reunión del 6 de septiembre. Cuatro de los 30 economistas que participaron en la encuesta de TFN/AFP han asegurado que anticipan una subida de tipos el jueves, aunque han reconocido que la decisión se tomará por un margen escaso. Varios economistas prevén que el BCE mantenga su línea de endurecimiento crediticio, incluso en el supuesto de que se vea obligado a dejar a un lado su plan de elevar los tipos en septiembre. De cara a final de año... De cara al final de año, 14 de los 30 encuestados anticipan unos tipos en el 4 por ciento, mientras que uno cree que el BCE podra recortarlos hasta el 3,75 por ciento. Por su parte 13 economistas esperan que los tipos se encuentren en el 4,25 por ciento para entonces, mientras que uno espera que el año se cierre con los tipos en el 4,5 por ciento.