En el quinto mes del año se crearon en Estados Unidos 75.000 empleos nuevos -su repunte más bajo desde octubre- por debajo de la previsión de los economistas de 175.000, según informó el Departamento de Trabajo hoy.
El informe de creación de empleo de mayo muestra que la tasa de paro bajó del 4,7% de abril al 4,6%, su nivel más bajo desde verano de 2001, mientras que los analistas esperaban que se mantuviera en el 4,7%.