Se repiten las advertencias sobre la economía norteamericana. En este caso ha sido Moody´s la que ha puesto el dedo en la llaga.
Moody´s ha advertido a EEUU que recortará el rating de EEUU antes de 2013 si la perspectiva fiscal o económica se deteriora significativamente, a pesar de que reconoció que hay posibilidades de que se produzca un nuevo acuerdo sobre la deuda en Washington para recortar el déficit presupuestario antes de esa fecha.
 
El viernes Standard & Poor´s retiró la calificación de triple A a la deuda del gigante americano.