Las acciones de Ebro Foods han vuelto a cotizar con un descenso del 2,80 % después de que la familia Del Pino haya vendido el 3,375% que poseía en la sociedad.

La familia Del Pino ha deshecho su participación por un importe de 69 millones de euros.

A las 10.10 horas, tras un periodo de subasta, Ebro Foods abría con un descenso del 2,80% hasta los 13,38 euros, frente a los 13,765 que marcaban al cierre de la sesión de ayer.