El Título se gira a la altura de resistencias clave en favor de su estructura bajista de medio plazo en un entorno deprimido que invita a seguir priorizando el lado corto o vendedor en favor de una perforación de los actuales mínimos anuales.

DIA se muestra incapaz de resolver al alza una acumulación de referencias técnicas relevantes que funcionan como resistencia, como son; (1) el área comprendida en torno a los 3,947 / 3,845 y (2) su directriz bajista iniciada desde los 6,414. De este modo, la curva de precios se gira a la baja con contundencia en un entorno en el que el reducido volumen de contratación no ha respaldado el rebote alcista iniciado desde los mínimos anuales de los 3,33, cota que pasa a ser objetivo para los bajistas si quieren dar continuidad al proceso de máximos y mínimos decrecientes de medio plazo.

DIA en gráfico diario con Rango de amplitud medio en porcentaje, oscilador MACD y volumen de contratación

La valoración que realizan a nivel cuantitativo del activo bajo estudio es de 3 puntos sobre un total de 10 puntos posibles, valoración que respalda la incapacidad de las compras de resolver al alza resistencias relevantes en un entorno deprimido y en el que la tendencia dominante se mantiene incuestionablemente en favor de las ventas.

Desde un plano operativo, el giro a la baja desde resistencias clave llama nuestra atención de cara a buscar oportunidades en corto a precios actuales, estableciendo un stop loss en los máximos previo de medio plazo situados en los 4,161, siendo el objetivo la perforación de los actuales mínimos anuales para dar continuidad a la estructura bajista.