El grupo alimentario francés Danone anunció hoy que sus beneficios en 2009 fueron de 1.412 millones de euros, un 11,4% más que en el año anterior, gracias al buen comportamiento de la empresa en el último trimestre.  Para 2010, el grupo espera que se mantenga el "contexto difícil" de la economía, por lo que sus objetivos pasan por estabilizar el margen operativo corriente y hacer crecer su facturación al menos un 5%, señaló en un comunicado.
El año pasado, el resultado operativo corriente progresó un 7,4% hasta los 2.294 millones, mientras que la facturación creció un 3,2% hasta los 14.982 millones de euros, impulsada por el buen comportamiento de los productos lácteos frescos, cuyas ventas crecieron un 4,6% hasta los 8.555 millones.