El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, insistió hoy en que la Seguridad Social cerrará el año con un superávit de entre el 0,3% y el 0,4% según las hipótesis más prudentes y pese a la caída que han registrado las cuentas del sistema en los cinco primeros meses del año.  "El Gobierno sigue trabajando con las mismas hipótesis", señaló Corbacho a los medios de comunicación después de intervenir en la sesión de control al Gobierno en la Cámara Alta y tras afirmar que el Ejecutivo no maneja la hipótesis del déficit en este ejercicio.  "La previsión para el 2009 es que la Seguridad Social cierre con un superávit del 0,5%, pero las posiciones más conservadoras o prudentes sitúan el superávit entre el 0,3% y el 0,4%", señaló.