La firma de inversión ha revisado al alza el precio objetivo de la dos aerolíneas que negocian su proyecto de fusión. Desde Collins Stewart han incrementado hasta los 2,50 euros por acción, desde los 1,32 anteriores, el precio objetivo de Iberia, y a 302 peniques el de British Airways.