La compañía de telefonía móvil China Unicom, socia en el país asiático de la española Telefónica, invertirá 6.000 millones de yuanes (647 millones de euros, 878 millones de dólares) este año en desplegar su red de tercera generación (3G) en la ciudad oriental de Shanghai. La operadora comenzará sus servicios de prueba en la capital financiera de China el próximo 17 de mayo, recogió el portal del semanario económico "Caijing". China Unicom recibió una de las tres licencias de 3G concedidas por el Consejo de Estado (Ejecutivo chino) el pasado 31 de diciembre, y desarrollará sus servicios con el estándar europeo WCDMA.