El consejero delegado del regulador británico del sector financiero, Hector Sants, que ha criticado los planes del partido conservador de reformar la estructura regulatoria del país, abandonará su cargo este verano, dijo el martes la FSA. Sants, con buena aceptación entre muchos analistas de la regulación, dijo que desde que tomó el cargo en julio de 2007 se había propuesto estar tres años.