Los fabricantes automovilísticos alemanes BMW y Mercedes Benz de Daimler estudian cooperar en el desarrollo, la producción y la compra de componentes, según ha informado el diario "Wall Street Journal" en su edición de hoy que cita fuentes de las empresas. Directivos e ingenieros de la alta y media dirección discuten actualmente cómo podrían comprar juntos algunos componentes como asientos y aires acondicionados, así como motores, añade el diario.