Los rebotes desarrollados desde la zona de apoyo comprendida entre 19,11 y 19,03 cada vez tienen un recorrido más corto.

Los rebotes desarrollados desde la zona de apoyo comprendida entre 19,11 y 19,03 cada vez tienen un recorrido más corto, permitiendo que la serie de precios comience a presentar una estructura de máximos decrecientes y que las medias móviles de largo plazo se aproximen a cruzarse a la baja.

De esta manera consideramos que el precio presenta signos evidentes de debilidad y que las divergencias alcistas en el indicador MACD carecen de un elevado grado de fiabilidad debido al reducido volumen de negocio (ver histograma en ventana inferior) que las acompañan. En este contexto activamos señales de alerta en la acción que se verían confirmados si el precio pierde la zona de apoyo citada con anterioridad, 19,11 / 19,03.

BME en gráfico diario