BBVA pierde el rango lateral que venía formando desde los máximos de mayo del año pasado, formando una pauta mensual envolvente a cierre de febrero.

A corto plazo la caída de BBVA desde niveles de 7,7 euros ha sido continua, lo que deja sobreventa técnica que favorece la gestación de un rebote durante próximas jornadas. La zona de soporte del rango roto en niveles de 7-7,15 euros (+9% desde los niveles actuales) se alza como su principal referencia intermedia de resistencia.



Recomendación: VENDER REBOTES (medio plazo)