El consejero delegado de Barclays, John Varley, ha indicado que el banco podría abandonar su plan de compra de la entidad holandesa ABN Amro por 65.000 millones de euros, si las condiciones de la operación no son las adecuadas. Varley ha señalado que "hemos sido conscientes en la promesa, no perderemos de vista la realidad económica en busca de nuestro objetivo de fusión, lo que significa que estaríamos dispuestos a abandonar". Declaraciones que se producen durante la Junta Extraordinaria de Accionistas que celebra Barclays para recibir la autorización de accionistas para pujar por Barclays.