Banesto ha rebajado su recomendación sobre Repsol a "neutral" desde sobreponderar, pero eleva el precio objetivo de la petrolera hasta 28,20 euros desde 25,10 euros.