Banesto cerrará el primer semestre del año con un beneficio de 397 millones de euros, un 11% menos que los 449 millones del mismo periodo del ejercio anterior, según el consenso de los analistas recogido por Europa Press.
Los resultados de las entidades financieras están sufriendo el impacto de la crisis, en especial, por el aumento de las provisiones, debido al crecimiento de la morosidad, y los expertos prevén que Banesto cerrará el semestre con unas provisiones de 120 millones de euros, pese a que su morosidad es de las más bajas del sector.

La entidad inaugurará la temporada de resultados el próximo miércoles 8 de julio y, pese a la caída del beneficio, las cifras demuestran que las entidades españolas continúan haciendo frente a la crisis con un crecimiento de su actividad.

De hecho, los márgenes de la entidad registraran una buena evolución y en el segundo trimestre del año el de intermediación cerrará con 420 millones de euros, un 3,19% más, el ordinario, con 627 millones de euros, un 2,6% más y el de explotación, con 379 mllones, un 3,8% más.

El beneficio del segundo trimestre será de 187 millones de euros, lo que supone un descenso del 19%, respecto a los 231 millones registrados en el segundo trimestre de 2008. En el primer trimestre del año, el banco registró 210 millones de euros de beneficio, un 3,2% menos frente a los 217 millones del primer trimestre de 2008.

Por firmas, el mayor beneficio lo obtiene por parte de KBW, que pronostica 212 millones de euros, seguido de Ibersecurities, con 200 millones de euros. No obstante, la horquilla de resultados también contempla cifras sensiblemente más bajas, como las de BBVA, entidad que prevé un beneficio de 140 millones de euros o Citigroup, con 170 millones de euros.

En lo que si coinciden casi todas las firmas, como Caja Madrid, JP Morgan, Nomura, la Caixa o Banco Espirito Santo, es que la entidad que preside Ana Patricia Botín elevará sus márgenes, fruto de una elevada actividad y que engrosará su partida de provisiones.