El Banco de Valencia pagará el 17 de marzo un dividendo complementario con cargo a los beneficios de 2008 de 0,055 euros por acción, según informó la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Una vez descontada la retención del 18 por ciento con la que Hacienda grava este tipo de retribución al accionista, el importe neto del dividendo será de 0,045 euros. Para hacer frente a este pago, el Banco de Valencia deberá desembolsar 25,5 millones de euros, que se repartirán entre los 464 millones de títulos que componen su capital social.