La Comisión británica de la Competencia anunció hoy que el gestor aeroportuario BAA, propiedad del grupo español Ferrovial, deberá vender los aeropuertos londinenses de Gatwick y Stansted, y uno escocés, Glasgow o Edimburgo. En su decisión final sobre los siete aeropuertos operados por BAA, la CC puntualiza que el gestor deberá vender los tres aeropuertos en un periodo de dos años, empezando por Gatwick, siguiendo por Stansted, y por último Edimburgo o Glasgow. En respuesta a este informe -destinado a garantizar la competencia-, BAA señaló en un comunicado que considerará la petición de la Comisión de la Competencia en detalle antes de decidir cómo responderá.