El presidente de la Asociación de Promotores Constructores de España (APCE), José Manuel Galindo, alertó hoy del problema de seguir deteriorando los activos inmobiliarios y apostó por sacarlos del balance de la banca, retomar la producción de vivienda o recuperar las desgravaciones fiscales.

Durante la presentación del XXX Coloquio Nacional de APCE, Galindo aseguró que hay 156.000 millones en activos problemáticos y que si no se adoptan soluciones se convertirán en fallidos, para lo que reclamó un "cortafuegos" que podría pasar por la creación de un banco "malo" que saque del balance de las entidades de crédito activos inmobiliarios para no deteriorarlos.

Galindo animó a buscar soluciones que pasen por impulsar la actividad económica, por reestructurar los bancos e iniciar la construcción de 300.000 viviendas anuales a partir del 2015, lo que permitirá crear 750.000 puestos de trabajo y reducir en 3 puntos la tasa de desempleo. Para ello, apostó por desarrollar nuevas promociones en las zonas en la que existe un déficit de vivienda y por facilitar el acceso al crédito.

La 'cesta de medidas' que proponen desde APCE se basa en la elaboración de un mapa con el stock de vivienda, la recuperación de la desgravación fiscal progresiva, cambiar las políticas de vivienda, trabajar los suelos en un plazo más breve y menos especulativo, así como favorecer la financiación de la vivienda económicamente sostenible.