Amper retribuirá a sus accionistas con el pago de un dividendo bruto de 0,15 euros por acción con cargo a los resultados de 2008, lo que supone un 13% más que en el ejercicio anterior, el próximo 1 de julio, informó hoy la compañía en una nota a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). De este forma, los accionistas que sean titulares de derechos económicos a 30 de junio de 2009 recibirán, un vez descontados las retenciones fiscales pertinentes, 0,126 euros netos por título.