El grupo canadiense especializado en la producción de aluminio Alcan obtuvo un beneficio neto de 438 millones de dólares (320 millones de euros) en el segundo trimestre del año, lo que representa un 3,5% menos que en el mismo periodo de 2006. La facturación de la compañía canadiense aumentó un 8,2%, hasta 6.605 millones de dólares (4.820 millones de euros) gracias al incremento de precios del aluminio, que se encareció en 31 dólares (22,61 euros) por tonelada respecto al trimestre anterior.