La Asociación Española de Banca (AEB) consideró hoy que España no puede "quedarse atrás" si otros países de su entorno amplían sus Fondos de Garantía de Depósitos (FGD), aunque insistió en que la mejor garantía de los ciudadanos españoles "reside en la fortaleza de nuestro sistema". No obstante, fuentes de la patronal bancaria coincidieron con el vicepresidente segundo del Gobierno, Pedro Solbes, en que debe llevarse a cabo una actuación "conjunta y coordinada" entre todos los países europeos al respecto. Hasta ahora, criticó la AEB, parece que algunos países están tomando medidas "descoordinadas, individuales y reactivas", que además se están llevando a cabo una vez ocurridos los acontecimientos y no anticipándose a ellos.