Los planes del multimillonario mexicano Carlos Slim para consolidar el control de sus activos de telecomunicaciones bajo América Móvil tuvieron una fría recepción por parte de los accionistas minoritarios el jueves al tiempo que las acciones de la mayor empresa de telefonía móvil de América Latina caían hasta un 6%. América Móvil informó el miércoles por las noche que realizará una oferta por Carso Global Telecom que controla Teléfonos de México, la mayor empresa de línea fija del país, y al operador latinoamericano Telmex Internacional en una oferta que creará un gigante regional de las telecomunicaciones con 250 millones de suscriptores. Slim cuenta con participaciones de control en las cuatro empresas.