Los principales índices de la bolsa de Nueva York abren la sesión en positivo, tras conocerse unos datos macroeconómicos mixtos. Pendiente también de la evolución en las relaciones comerciales entre EEUU y China, el S&P 500 se encamina hacia su quinta sesión consecutiva con subidas, acercándose a sus máximos históricos. Situación similar viven el Dow Jones y el Nasdaq.

Los futuros de Wall Street amplían la racha de subidas del S&P 500

Apertura al alza en Wall Street, ampliando así la racha positiva del parqué neoyorkino, después de que ayer cerrase son subidas una jornada marcada por el repunte del sector tecnológico y por los nuevos datos sobre la inflación difundidos por el Gobierno de EEUU.

El Dow Jones sube un 0,08% el Nasdaq, un 0,15% y el S&P 500, un 0,06%. De esta forma, el S&P 500 se encamina a cerrar su quinta sesión consecutiva con ganancias, en una semana en la que el índice más amplio se apunta una subida, a falta de lo que suceda hoy, superior al 1%, acercándose a sus máximos históricos.

Con el Dow Jones en los 26.164,65 puntos, la mayor subida del selectivo es la de American Express, que se revaloriza un 0,72%; seguido de Microsoft y de DowDuPont, avanzan un 0,53% y un 0,52%, respectivamente.

Por el contrario, el mayor descenso del Dow Jones es el de Apple, que cede un 0,66%; por delante de Merck, que baja un 0,60%, y de Walmart, que se deja un 0,53%.

En la sesión de hoy, la atención en Wall Street se centra en la publicación de referencias macroeconómicas. Y es que se ha conocido que la producción industrial en EEUU subió un 0,4% en agosto, lo que supone un crecimiento tres décimas superior al del mes anterior. El incremento está por encima de lo esperado por el mercado, que anticipaban una subida del 0,3%.

Por otro lado, los precios de las importaciones en registraron en agosto su mayor descenso en más de un año y medio, al retroceder un 0,6%.  En comparación interanual, los precios subieron un 3,7%, tasa inferior al 4,9% registrado en julio.

De esta forma, el descenso mensual es más elevado que lo esperado por el mercado, que estimaba un retroceso del 0,2% en agosto.

Asimismo, los precios de las exportaciones de EEUU retrocedieron un 0,5% en julio, mientras que respecto al mismo mes de 2017 registraron una subida del 3,6%.

Además, en EEUU se ha conocido el dato de ventas minoristas del octavo mes del año, periodo en el que subieron un 0,1%, en un avance también inferior al del mes anterior. De esta forma, el incremento también está por debajo de lo esperado por los analistas, que anticipaban un aumento del 0,4%. En la comparación interanual, las ventas minoristas subieron un 6,6 por ciento en agosto.

A estas cifras se sumará la primera confianza consumidora de septiembre, la Universidad de Michigan, con previsión de mantenerse en niveles cercanos a máximos.

Wall Street, también pendiente de las relaciones entre EEUU y China

Por supuesto, los inversores también estarán pendientes de la evolución de las relaciones comerciales entre EEUU y China, después de que ayer el presidente Trump dijese que su país no está bajo presión para llegar a un acuerdo comercial con el gigante asiático, un día después de que su principal asesor económico de la Casa Blanca dijera que el Gobierno había invitado a responsables de Pekín a reanudar las conversaciones.

"No estamos bajo ninguna presión de llegar a un acuerdo con China, ellos están bajo presión de llegar a un acuerdo con nosotros. Nuestros mercados están en alza, los de ellos están colapsando. Pronto cobraremos miles de millones en aranceles y fabricaremos productos en casa", escribió Trump vía Twitter.

China dijo previamente el jueves que apreciaba la invitación de Estados Unidos para tener una nueva ronda de diálogos comerciales, en momentos en los que Washington se prepara para intensificar aún más la disputa de aranceles, con tarifas sobre productos chinos valorados en 200.000 millones de dólares.