Los principales selectivos asiáticos cotizan con ventas debido al aumento en las tensiones políticas, salvo China que se ha beneficiado de los buenos datos de comercio.
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha autorizado bombardeos selectivos del Ejército americano sobre las posiciones del Estado Islámico en el norte de Irak. Mike van Dulken, analista de Accendo Markets, comenta que este anuncio “sólo intensifica la actual aversión al riesgo del ya por sí tenso entorno geopolítico”.

China ha logrado evitar las ventas generalizadas en Asia gracia a los buenos datos de comercio. Las exportaciones para el mes de julio se han disparado un 14,5% desde el año pasado, frente al dato anterior del 7,2% y en comparación con la subida del 8% que esperaba el consenso. “Si no fuera por los diversos conflictos geopolíticos ahora, este dato normalmente habrían causado un rally global en la renta variable debido a las perspectivas de recuperación en la segunda economía del mundo”, ha señalado Van Duken.

En Japón, el banco central ha cumplido el guión al no realizar cambios en la política monetaria. No obstante, el Banco de Japón (BoJ) se ha mostrado más pesimista sobre la recuperación. En el comunicado, el BoJ ha reconocido la “debilidad” en las exportaciones y la producción industrial del país. El Nikkei ha terminado con una caída de casi un 3%.