La junta de accionistas de la biotecnológica PharmaMar aprobó repartir un dividendo ordinario por importe de 0,04 euros brutos el próximo 30 de junio. 

La fecha límite para poder cobrar el dividendo de PharmaMar será este jueves 25 de junio y la fecha que cotizarán con el dividendo descontado será el 26 de junio. La fecha de registro, en la que se determinan los titulares y las posiciones a tener en cuenta para el pago, será el 29 de junio de 2020.

Con la retención del 19% de la Agencia Tributaria, el importe neto del dividendo de la biotecnológica española será de 0,0324 euros, lo que supone una rentabilidad por dividendo del 0,53%. 

¿Es sostenible el dividendo de PharmaMar? Su caja apunta que sí

PharmaMar es la primera vez que abona dividendo en su historia, aunque hace doce años su exmatriz Zeltya ya pagó dividendos. Cabe recordar que en 2015 Zeltia realizó una fusión inversa que provocó el estreno en bolsa de su filial oncológica PharmaMar.

La biotecnológica está protagonizando un año espectacular en bolsa con una revalorización cercana al 113%. Desde junio de 2019 sube más de un 300% gracias, en gran medida, a su acuerdo de licencia con Jazz Pharmaceuticals, que alcanzó el pasado 19 de diciembre, para la comercialización en exclusiva de lurbinectedina en Estados Unidos.

Según los términos del acuerdo, PharmaMar recibió un pago inicial de 200 millones de dólares, y recibirá con esta aprobación otros 100 millones de dólares recibir pagos adicionales antes del 30 de junio de 2020. Esto podría incrementarse en hasta 150 millones adicionales una vez se produzca el "aprobado total".

Lurbinectedina (ZepzelcaTM) fue aprobada la semana pasada bajo procedimiento acelerado la semana pasada por la Agencia de Medicamentos y Alimentación (FDA, por sus siglas en inglés) de EEUU para el tratamiento de pacientes adultos con cáncer de pulmón microcítico metastásico con progresión de la enfermedad, tras un tratamiento con quimioterapia basado en platino.

La compañía que lidera José María Fernández-Sousa vive un año de dulce en bolsa con otros acuerdos como el que acaba de firmar con TTY Biopharm Company para la importación, uso, comercialización, venta y distribución del compuesto antitumoral de origen marino Yondelis (trabectedina) en Taiwán, Hong Kong y Macao.

Y redondea su año en el parqué con un dividendo, que puede llegar a despertar mucho interés entre sus accionistas, pero también temor por si es sostenible o si por el contrario puede tensionar la tesorería de la compañía al ser una empresa de crecimiento sin gran tradición en el reparto de dividendos.

Para poder analizar el impacto del pago de dividendo de PharmaMar en sus cuentas hay cuantificar la cifra de deuda financiera neta. "Lo cierto es que el saldo de activo líquido y realizable arrojaba una cifra de 174,63 millones al cierre del primer trimestre, una cifra elevada que se ha visto claramente favorecida por el cobro adelantado en enero del correspondiente al acuerdo de licencia de Lurbinectedina suscrito con Jazz Pharmaceuticals por importe de 181 millones de euros", explica la analista fundamental de Estrategias de Inversión María Mira.

Por otra parte, la deuda bruta de PharmaMar ascendía al cierre del primer trimestre a 60,55 millones. "Concluimos fácilmente que el saldo neto de caja resulta positivo en 114,07M€ para PharmaMar. Una caja muy abultada para una compañía que tenía acostumbrados a sus inversores y accionistas a ver caja negativa (deuda positiva neta) y flujos de efectivo escasos, frente a inversiones elevadas", indica Mira.

Por tanto, desde el punto de vista del balance no parece que el pago de un dividendo de 8,9 millones, el 7,8% de su caja neta, vaya a poner en riesgo ni mucho menos la viabilidad de los proyectos de la compañía, ni vaya a aumentar significativamente el riesgo de liquidez y solvencia.

 

Y desde el punto de vista del accionista, la analista valora que "un inversor paciente por necesidad, que ha confiado en un proyecto a largo plazo y que por fin empieza a ver flujos y retornos de capital importantes, parece un buen guiño y agradecimiento por parte de la compañía".

La rentabilidad sobre dividendo, a precios actuales, con un dividendo por acción del 0,04 euros no es muy notoria, ronda el 0,53%, pero Mira explica que "sin duda es un punto de inflexión en cuanto a la relación entre la compañía y sus accionistas. La cuantía es modesta, pero con un significado importante, y es que aún sin poder confirmar que sea un dividendo plenamente sostenible en el tiempo, parece que la intención de PharmaMar es premiar la confianza de sus inversores siempre que le sea posible. Parece una buena filosofía, si la compañía gana, todos ganan. Además, mostrar capacidad de pago de dividendo ya es una buena noticia en sí misma".

Aprende a invertir a corto, medio y largo plazo.

En Estrategias de Inversión hemos desarrollado nuestra septima edición del Programa Práctico de  Estrategias de Inversión y Trading para aprender a invertir a corto, medio y largo plazo.

Aprenderás a invertir con profesionales de los mercados financieros y utilizando las técnicas que realmente funcionan a la hora de invertir.
 

Solicita información gratuitamente  y descubre  nuestro programa pensado para inversores particulares.

 

Pide información