Francisco Javier Muñoz Álvarez, CFTe y MFTA, explica las claves del indicador de análisis técnico Ichimoku.


¿Qué es el Ichimoku y para qué sirve?
El Ichimoku Es un indicador japonés que se compone de cinco líneas y una nube o kumo. Se usa sobre todo con vejas japonesas.

¿Qué ventajas presenta el ichimoku frente a otras modalidades de análisis técnico?
El indicador Ichimoku posibilita que, de un vistazo, se vea si la tendencia es alcista o bajista. Se puede saber enseguida si los soportes y las resistencias están cerca.

¿Se puede combinar con otras técnicas de análisis?
Por supuesto. El Ichimoku trabaja, en principio, con velas japonesas, pero también se puede trabajar con barras, es decir, con precio real. Se podría complementar con otros indicadores, como el RSI, el MACD, etc. Además, como en todo análisis técnico, hay que complementarlo con análisis fundamental, pues sólo ser analista técnico es muy arriesgado.

Las líneas y la nube son claves en el Ichimoku. ¿Qué nos indican?
Hay dos líneas que son dos medias móviles, una de 9 periodos (línea Tenkan-Sen) y otra de 26 periodos (línea Kijum-Sen). La de 26 periodos tiene su razón de ser en la cultura. Cuando se inventó Ichimoku en Tokio la bolsa abría los sábados y, por tanto, eran 26 sesiones al mes. El 9 es porque era el número que mejor se adaptaba en los pronósticos y en el análisis técnico junto con la otra media.

Ichimoku estuvo desde 1932 con una cantidad ingente de personas que lo iban perfeccionando en líneas, números y nube, y hasta 1968 no se sacó como tal, aunque hasta la década de los 90 no llegó a Occidente. Actualmente está muy de moda y, por ello, he escrito el primer libro en español sobre Ichimoku.

La nube o kumo es el cruce de dos líneas, Senkou Span A y Senkou Span B, y presenta la resistencia en una tendencia alcista y el soporte en una tendencia bajista. Que el precio se aleje mucho de la nube no nos tiene que causar inquitud, no es que vaya a cambiar de tendencia, sino que, cuando esté en esa zona, lo que debemos usar son las figuras de velas japonesas para analizar el valor.

¿Cuáles son los principios de Ichimoku?
Ichimoku tiene 3 principios:

- El principio de onda: sirve para dibujar una serie de gráficos chartistas, con una onda “I”, que es una tendencia, la onda “V”, que es una resistencia o suelo y la onda “N”, que es un throwback o un pullback, la onda “P”, que es un triángulo simétrico, y la “Y”, que es una formación expansiva. La “P” y la “Y” pueden dar sentido a la operativa, mientras que las otras cuatro se pueden combinar para formar cualquier tipo de figura. Esto es difícil y subjetivo.

- El principio de objetivo de precios: con el que se puede ver hasta qué precio podemos estar dentro del mercado o fuera de él para tener beneficios o entrar. Es un principio poco usado y muy subjetivo, por lo que preferimos recomendar que se utilicen las técnicas occidentales.

- El prinicpio Time Span: sirve para saber en el futuro dónde están los precios máximo y mínimo de las velas japonesas. Este principio usa los números 26 y 9. Es exactamente igual que las líneas de Fibonacci, pero con otros números.

¿De qué se compone el gráfico final de Ichimoku?
Se compone de 5 líneas: Tenkan-Sen y Kijum-Sen, que son las dos medias móviles, Chikou Span, que es el precio de hoy hacia atrás 26 días; Senkou Span A y Senkou Span B, que son líneas avanzadas que nos indican un poco el futuro. Este término puede llevar a confusión, pues se puede pensar que cómo se van a usar líneas a futuro, pero en el análisis técnico tradicional tenemos figuras que también se alargan para saber hacia dónde va a seguir la tendencia o si se va a romper, como los H-C-H, techos, dobles suelos, triángulos, etc.