Todo el mundo da por hecho que “la contracción económica hará que el déficit se supere, es importante el 7 de diciembre porque se publicarán las previsiones de déficit y será en ese momento cuando España tenga que negociar y solicitar la asistencia financiera”, reconoce Roberto Ruiz Scholtes, de UBS Wealth Management.
Este experto cifra en 120.000 millones de euros los vencimientos a los que tendrá que hacer frente la economía española en 2013, “más 30.000 millones de deuda autonómica más los 55.000 millones de euros de déficit con lo que parece imposible colocar todo ese dinero si no está el BCE comprando de forma ilimitada”-

En el resto de economías, vemos una reciente recuperación de las exportaciones, “reactivación de la actividad manufacturera que indica que los inventarios se están limpiando, que la demanda sigue sólida y que tendremos esa pequeña reaceleración en la última parte del año”, explica este experto en Radio Intereconomia.

La estrategia pasa por considerar que los bancos centrales nos llevan cada vez más a asumir riesgos, incluso en los bonos corporativos de alta calidad. Eso sí, hay que refrenar las ganas de invertir en renta variable con un sesgo hacia las economías emergentes, donde el crecimiento se acelera y las valoraciones son más atractivas”.

Materias primas sostenidas por la entrada de capitales especulativos o financieros de los bancos centrales, estacionalmente hay debilidad en la demanda de petróleo y nuestra previsión es que el crudo se vaya a los 100 dólares por barril.