Vamos a ver si hoy conseguimos rebotar. El terreno parece propicio, China ha cumplido con las previsiones pero al menos no ha habido una ralentización de su economía, lo que es positivo. Eso, unido a que el petróleo haya dado una tregua, ahora se apoya en los 30 dólares, son factores que podrían impulsar a los mercados europeos y ayudar a que el Ibex35 recupere los 8.500 puntos.

Tal vez más que el sector bancario, estaríamos pendientes de ver lo que pasa con las materias primas, que podría salir de la espiral bajista que tiene al cierre. Sin embargo, no podemos dejar de mirar a los bancos para ver si Santander recupera los 4 euros y BBVA los 6 euros. “Si la bolsa sube, el sector podría recogerlo con subidas”, reconoce Victoria Torre, de Selfbank.



En este contexto, dice esta experta, que si no padecemos problemas de corazón podríamos jugar a rebotes de valores ligados a materias primas pero no hay que olvidar que seguimos por debajos de los 30 dólares, niveles que hace unos meses no éramos capaces de concebir e igual aprovechar estas treguas pero ojo si queremos entrar a largo plazo.

Y ¿si entramos en valores que se benefician de la caída del crudo? IAG sería una de estas compañías y ayer tenía buena noticias, ya que es el segundo operador europeo y las previsiones para el turismo siguen siendo positivas. “Con lo que sí, es un valor a tratar con cariño”.



Todavía tienen que empezar a arrancar los resultados empresariales. En Europa son algo mejores pero las previsiones son  más altas para Europa que para USA. 

Declaraciones a Radio Intereconomia