Gamesa se apoyará en la extensión del plazo de vencimiento de su financiación sindicada y en la mejora de sus condiciones económicas que ha logrado en las últimas horas para atacar máximos anuales. 

Gamesa ha acordado una extensión del plazo de vencimiento único de su financiación sindicada por importe de 750 millones de euros desde 2019 hasta 2021, aumentando así el vencimiento medio de la financiación de la compañía.
 
Con este acuerdo, suscrito con un grupo de 16 entidades financieras nacionales e internacionales, junto a la ampliación del plazo, se mejoran las condiciones económicas del sindicado.
 
Además de esta financiación, Gamesa cuenta con otras líneas adicionales, manteniendo un importe total disponible de aproximadamente 1.800 millones de euros.

Gamesa lleva un año de infarto en el que se ha revalorizado más de un 100% y, desde septiembre está inmersa en un canal alcista en el que ha conseguido revalorizarse más de un 40%.

El valor ha llegado a un punto clave, pues ha alcanzado los anteriores máximos anuales marcados en 16,66 en julio. Si no consigue rebasarlos, podría ir a descansar a los 15,50 euros, zona de soporte que coincide con la parte baja del canal alcista.
Si consiguiera superar los 16,66 euros, para saber hacia dónde podría dirigirse Gamesa, tendríamos que irnos hasta 2006, pues dicho año hizo un techo en 18 euros en mayo y, desde ese nivel experimentó una fuerte caída hasta los 13 euros, en los que volvió a rebotar.

gamesa

 
Los indicadores técnicos Premium confirman que Gamesa es la acción con mejor aspecto técnico del Ibex 35. De hecho, la media de 40 sesiones pasa por 15,39 euros, por debajo del canal alcista en el que se mueve, mientras que la de 200 sesiones pasa por los 13,73 euros, por debajo.

gamesa