El Henderson Global Currency Fund es un hedge fund que invierte en divisas globales, cuya cartera tiene un 70% en divisas del G10 y el 30% restante en monedas de países emergentes. El equipo de gestión, liderado por Bob Arends, busca lograr su objetivo de inversión a través de modelos cuantitativos desarrollados para generar retorno absoluto y diseñados para encontrar oportunidades de mercado que permitan identificar dinámicas en las divisas y sus direcciones a medio y largo plazo.
Para llevar a cabo esta estrategia, el gestor establece posiciones tanto al contado como a plazo y opera en el mercado OTC con la intención de beneficiarse de las fluctuaciones en los tipos de cambio.

En cuanto a su filosofía de inversión, una ineficiencia permanente en el mercado de divisas es el llamado forward rate bias o “sesgo de los tipos de cambio a plazo”, la cual se aprovecha utilizando carry trades (la práctica de vender divisas con bajos tipos de interés y comprar aquellas con altos tipos). Esta estrategia obtiene una prima de riesgo similar a la que existe en los mercados de renta variable, y es considerada cada vez más como una genuina fuente de rentabilidad, con baja correlación con otras clases de activos. Por su parte, dicha prima de riesgo se captura a través de una estrategia de “forward rate bias ajustado por riesgo”. En gran medida, los filtros de riesgo desarrollados internamente determinan los puntos de entrada y salida, reduciendo de forma significativa el riesgo de pérdidas y asegurando que la estrategia tenga una baja correlación con otras clases de activos cuando los mercados caen, pero que al mismo tiempo permita sacar beneficios de la prima de riesgo cuando los mercados se revalorizan.

Con más de 45 años de experiencia conjunta, el equipo de gestión aglutina entre sus miembros unos profundos conocimientos del mercado y sólidos conocimientos cuantitativos con estudios académicos y sentido común en la gestión de alfa en el mercado de divisas. Asimismo, su sólido track record a 1, 2 y 3 años demuestra su capacidad para generar retornos significativos por cada unidad de riesgo empleada en diferentes tipos de mercados. Además, sus integrantes están comprometidos con la investigación permanente para encontrar maneras de mejorar los modelos, la construcción de la cartera y la implementación de sus estrategias.

Lanzado en mayo de este año, el fondo ha conseguido captar un patrimonio de más de 300 millones de dólares en tan sólo tres meses. “Este hecho demuestra que las divisas se están convirtiendo cada vez más en una propuesta atractiva para los inversores puesto que en este momento buscan inversiones muy líquidas cuyas rentabilidades no están correlacionadas con las clases de activos tradicionales”, ha comentado David Jacob, CIO de Henderson Global Investors, a raíz del éxito del equipo.