La bolsa alemana permanece hoy cerrada en un día festivo en el que el país celebra la unión de tras la guerra fría. Hoy finaliza, además, la Oktoberfest, la fiesta de la cerveza que nació en Munich y que hoy se extiende por otras geografías.
 
Los expertos de de Allianz Global Investors acaban de publicar una nota en la que explican lo poco rentable que ha sido invertir en Alemania en beber cerveza y lo rentable que le hubiera resultado a los participantes de la fiesta del jugo de malta haber invertido en bolsa en su lugar.

Aunque probablemente los alemanes no piensen en rentabilidad cuando piden una jarra de cerveza, en la firma de inversión han hecho los cálculos. En 1960 con 10 euros hubieran podido comprar algo más de nueve cervezas.  Hans-Jörg Naumer, director de análisis del equipo de inversión temática, afirma que “ gracias a los efectos de la inflación, una jarra de cerveza ha subido desde los 96 centavos de 1960 hasta 10,50 euros en la actualidad. En realidad, con 10 euros no tendríamos dinero para una ronda completa”.

El experto asegura que si en 1960 usted hubiera decidido no gastar 10 euros en nueve cervezas y en su lugar lo hubiera invertido en bolsa, ahora tendría unos 395 euros, con lo que podría comprar 37 jarras de cerveza. 

Octoberfest


En estos momentos, los indicadores premium de Estrategias de Inversión sitúan al índice en fase de consolidación con una puntuación de 6,5 en una escala que va del 0 al 10. Aunque la tendencia a largo plazo es alcista, es bajista en el medio. 

Dax Xetra