Hay nueve acciones que superan el PER del Ibex 35 en estos momentos y que, por lo tanto, se encuentran a precios más elevados que su índice de referencia. Gamesa, después de subir un 85% en el año, se encuentra entre ellas. 
 
¿Quién dijo que la bolsa estaba cara? Hace poco más de un mes, no había quien se atreviera a materializar tal afirmación, pero a día de hoy la situación es bien distinta. Es el momento en el que empiezan a resurgir las voces que hablan de precios elevados en la renta variable europea y en estas... el Ibex 35 cuenta con el PER más elevado de entre las bolsas de París y Frácfort, al situar este ratio por encima de 23,7 veces/ beneficio. 

A pesar del desplome de hoy, las compañías han empezado a cotizar sus cuentas y, si bien es cierto que en la mayor parte de los casos revalorizaciones elevadas cuentan con justificación, no siempre es así. 

Es el caso de Jazztel, la acción más cara del selectivo nacional, con un PER que casi duplica al del Ibex 35. Lo curioso es que la acción se encuentra congelada desde que Orange hiciera pública su intención de OPA sobre la española el pasado 16 de septiembre. Cada acción de Jazztel -en vías de cerrarse en los 13 euros- recoge casi 40 veces las ganancias de la compañía para un ejercicio que, sin contar la barrida de cortos de hoy, se salda actualmente con una tímida subida del 3,5%.

*Pinche sobre la imagen para ampliar
PER REVALORIZACIÓN


Ferrovial es la segunda acción más cara del selectivo nacional y encabeza asimismo el grupo de las constructoras que no andan tampoco excesivamente baratas. La constructora cuenta con un PER de 34,47 veces para una revalorización en el año del 25,7%. Y es prácticamente la misma situación que vive Acciona, más verde y energética que otra cosa, que sitúa su ratio precio vs beneficio por encima de las 25 veces con una subida notable del 30% en el 'year to date'

En el plano más técnico, hoy Ferrovial se la juega en el soporte de los 20 euros, aunque su recorrido alcista tampoco da para mucho más. Lleva desde el 1 de abril encerrada en el hueco comprendido entre los 20 y los (cerca) 21 euros por acción. 

El bronce se lo cuelga del cuello el señor Pablo Isla, presidente de Inditex. ¿Sorprende? En absoluto, porque son muchos los analistas que llevan meses hablando de la carestía del valor. Desde que realizara el split del pasado 28 de julio, la acción ha llegado a subir un 38% en el momento en el que los títulos de la textil se encontraban en los 31 euros por acción. En 2015 se ha convertido en una de las acciones más alcistas del selectivo, en base a una revalorización del 28%. (Ver: Valores caros, injustificablemente caros y olvidados)