Después de varias jornadas de recortes da la sensación de que hoy podemos tener un pequeño rebote en los mercados europeos y debería ser menor en los americanos porque llevan una evolución mejor. La situación sigue siendo la misma: mercado lateral y volátil donde hay pocas razones para ver nuevos máximos.
 
Los últimos datos macro cuando los interpretamos vinculados a las decisiones de los bancos centrales se suele decir que la liquidez es muy laxa peor se hace porque los datos son cada vez peores. Nos preocupa la evolución de los resultados empresariales que creemos que seguirán siendo a la baja.

En general, como se habían revisado mucho las estimaciones a la baja, han conseguido superar las expectativas pero sigue habiendo caída de beneficios con lo que ahí estamos seguros que hemos visto el pico en resultados. En Europa sin embargo a pesar de haberse revisado a la baja siguen decepcionando.

Cuentas de Repsol son complicadas de ver porque hay mucho impacto por menores impactos pero se incluyen las sinergias de ahorro de costes generado todo el año y a nivel financiero tienen impactos positivos que pueden hacer complicada la lectura pero en principio son mejores.