Una plataforma de trading es algo fundamental para un inversor a la hora de llevar a cabo cualquier tipo de operativa a través de Internet. Gracias a esta herramienta podrá analizar el mercado e invertir en los valores más interesantes.

Por supuesto, es necesario escoger una plataforma adecuada al perfil del inversor dentro de toda la oferta existente para que encaje en sus necesidades.

Algunos traders optan por las plataformas de los brokers online, la gran mayoría, de manera gratuita. No obstante, otros se decantan por otras de pago con unas características más concretas aportando mayores conocimientos a los inversores.

Por otro lado, desde hace un año BBVA puso a disposición de sus clientes o no clientes una web (BBVA Trader)  especializada en la compra-venta de acciones, warrants y ETF. Este servicio está destinado a usuarios con perfil de trader y heavy-trader donde encontrarán los servicios que necesitan.

Además, existen diferentes plataformas para que los traders decidan dónde operar y sobre todo cuándo ofreciendo diferentes servicios.

Los usuarios con perfil inversor saben que existen oportunidades en los mercados, y quieren saber dónde encontrarlas. La clave está en la información: ha de ser objetiva, de todos los mercados y en tiempo real. Y en las herramientas: que sea una plataforma fácil de manejar, a la que se acceda desde el ordenador, tablet y móvil, de forma que se pueda hacer un seguimiento continuo de todas las operaciones.

Opera en los mercados con mayores facilidades

BBVA pone a disposición de los traders información de los mercados, informes de compañías y macro, así como análisis técnico y fundamental. Además, existe un buscador de valores a disposición de los clientes para encontrar activos que puedan resultar interesantes para invertir.

Todas las herramientas proporcionadas por la página web así como todos los datos se actualizarán en tiempo real, algo de vital importancia para poder llevar a cabo unas operaciones lo más precisas posible.

Captar inversores

Con este servicio, la entidad tenía como objetivo captar a los traders más activos.

Darse de alta en BBVA Trader no tiene ningún coste o requisito de operativo. El usuario tiene a su disposición una serie de servicios adicionales que puede contratar según sus necesidades cuyo coste puede llegar a ser gratuito si realiza una operativa mínima determinada.

Esta plataforma surgió a finales de 2016 y desde entonces ha ido incorporando nuevas herramientas para los inversores. Además de ello,  existe un área de formación en la que los inversores pueden encontrar diferentes cursos en los que explican el funcionamiento de la plataforma así como de las herramientas de trading.