El Tesoro Español ha logrado colocar 1.390 millones de euros en la subasta de bonos ligados a la inflación celebrada hoy. Esta cifra ha estado por encima del máximo previsto.

El Tesoro ha logrado captar 1.390 millones de euros en la subasta especial de hoy. Además, la demanda ha superado a la colocación en 2.1 veces (3.7 anterior subasta), con una rentabilidad real en niveles de 0.859%, muy por debajo del 1,459% de julio.

El precio solicitado en las ofertas competitivas ha sido formulado ex cupón y sin tener en consideración la aplicación del correspondiente coeficiente de indexación.

Los bonos europeos ligados a la inflación se diferencian de los bonos nominales en que su principal evoluciona según el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA), excluido el tabaco. Además, en vez de pagar todos los años un cupón fijo, los bonos ligados a la inflación van creciendo porque el principal aumenta con la inflación.

El Tesoro Español emitió por primera vez un bono ligado a la inflación en mayo de este año, cuando colocó 5.000 millones en una obligación 10 años, con vencimiento el 30 de noviembre de 2024. En julio, colocó otros 1.000 millones a diez años y en octubre 5.000 millones en un nuevo bono a cinco años.

La participación en las subastas especiales está restringida a creadores de Mercado del Reino de España y los resultados se publicarán en la web del Tesoro