El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) ha asegurado que la recapitalización de Bankia se ha realizado "adecuadamente", pese a los ajustes contables planteados en el informe pericial que se dio a conocer la semana pasada. 

En un comunicado, el FROB explica que la idoneidad del plan de recapitalización diseñado por el equipo del presidente del banco, José Ignacio Goirigolzarri, ha sido confirmada por los resultados de la revisión de la calidad de los activos y por el ejercicio de estrés realizado por el BCE y la Autoridad Bancaria Europea, publicado a finales de octubre.

"Ante las informaciones aparecidas en los últimos días en los medios de comunicación", el FROB explica que los ajustes señalados por los peritos que hicieron el informe "en ningún caso" afectan a la elaboración ni a la ejecución del plan de recapitalización, que asciende a 24.628 millones de euros, incluyendo la gestión de los instrumentos híbridos, de 6.669 millones.

Agrega que a finales de 2012 y en cumplimiento de la legislación, el FROB determinó el valor económico de Bankia en un importe negativo de 4.148 millones de euros, basándose en tres informes de expertos independientes.

Este valor, explica, "se sustenta en las proyecciones contenidas en el Plan de Reestructuración de la entidad y no en sus valores contables históricos" y son unas proyecciones que recogen todos los ajustes exigidos por la normativa. En segundo lugar, señala que las acciones de recapitalización de la entidad y la gestión de los híbridos realizadas en abril de 2013, entre ellas la reducción del capital para la absorción de pérdidas o las ampliaciones de capital realizadas, también se realizaron sobre la base del valor económico de la entidad.

Asimismo, el FROB recuerda que las cuentas de 2012 recogían todos los saneamientos exigidos por los dos reales decretos aprobados ese año, que sumaron 23.097 millones y que superan los señalados por los peritos. Y a todo ello hay que sumar el traspaso de activos a la Sareb por un importe contable de 46.392 millones de euros.

Según el informe pericial conocidola semana pasada, las cuentas previas a la salida a bolsa de Bankia en el verano de 2011 no reflejaban la imagen fiel de la entidad, ni tampoco las del conjunto de ese año, tanto las del equipo del anterior presidente de la entidad, Rodrigo Rato, como las primeras formuladas tras la llegada de José Ignacio Goirigolzarri.

El informe, entregado el pasado 4 de diciembre al juez instructor del "caso Bankia", Fernando Andreu, aseguraba que había "errores contables" que no mostraban el estado real del grupo y que Deloitte, como firma auditora, debió detectarlos. Lo mismo sucedía en Banco de Valencia, una de las participadas. Además, el trabajo encargado por el magistrado para esclarecer los hechos que provocaron el rescate de Bankia, que recibió una ayuda de más de 22.400 millones de euros, sugería que el precio fijado para el debut bursátil, 3,75 euros, no se fijó de manera competitiva.

Hoy, sus títulos suben por encima del punto porcentual hasta el nivel de 1,34 euros por acción.