Tras el fuerte rebote de ayer con el cierre de Wall Street tras las palabras de Yellen parece que tendremos apertura ligeramente bajista.  Lo que pase en el transcurso de la sesión, lo veremos. El discurso de Yellen vuelve a ser parecido al comunicado de la reunión previa.

Reconoce que la realidad de la situación en cuanto a inestabilidad financiera global y el impacto que podría tener sobre el crecimiento de EEUU y,  en función de esto, es posible que tenga que moderar el ritmo de subida de tipos. Tendrá que subir tipos menos de lo que les hubiera gustado pero en cualquier caso, la intención de hacerlo sigue ahí.

El dinero encuentra refugio en los soberanos, y de hecho estamos viendo que lo están haciendo bastante bien, pero la cantidad de fondos que puede ir ahí se limitada.

En este escenario, ¿es la liquidez la mejor alternativa? El cash siempre es una alternativa cuando no se sabe bien que hacer. Lo que no se sabe es cómo puede afectar al cash el tema de tipos de interés negativos. Pero tampoco esto quiere decir que haya que salir de los mercados corriendo.

De los sectores, actualmente es que el problema del sector bancario tiene un apalancamiento tan grande a la situación global. Siempre es un sector que reacciona al alza o a la baja a reacciones del mercado. Si se calman las aguas, es susceptible de rebotar más. El sector energía, depende del precio del crudo. 

Declaraciones a Radio intereconomia