Arranca diciembre en Wall Street con la mirada puesta sobre el 'fiscal cliff' estadounidense sobre el que la última persona en pronunciarse ha sido el secretario del Tesoro, Timothy Geithner, asegurando que no "se pueden permitir unos impuestos tan bajos". El S&P 500 perfora en la apertura los 1.420 puntos, mientras que el Dow Jones conserva el nivel 13.000. El euro gana terreno frente al dólar en el 1.30 al cambio. 

Las idas y venidas entre republicanos y demócratas para encontrar una solución al precipicio fiscal sólo añaden escepticismo al mercado. Sin embargo, los expertos confían en que, aunque quede menos de un mes para que se activen los impuestos especiales, se llegará a un acuerdo para que no cunda el pánico.

Los datos positivos sobre el sector manufacturero de China dieron a los mercados asiáticos un impulso temprano. Pero los temores sobre el acantilado fiscal pesaron sobre los mercados de la región. El índice Shanghai Composite perdió un 1,0%, el Hang Seng descendió un 0,9% y el Nikkei registró una ganancia pequeña.

Los mercados europeos comenzaron el día planos, buscando consuelo en las noticias positivas de China, y las señales de un alivio de la crisis de la eurozona tras el anuncio por parte de Grecia de los detalles de un plan de recompra de la deuda.

Así, la renta variable estadounidense opta por remar a favor de la superación de resistencias. El S&P 500, de momento, confirma el 'momentum' de las compras tras superar el 1.420 con una remontada del 0,40%
. Por su parte, el Dow Jones avanza un 0,43% hasta los 13.063 puntos, mientras que el tecnológico Nasdaq sube un 0,65% hasta los 2.693 enteros. 

En terreno empresarial, el sector automovilístico arrasa esta jornada. El último dato conocido ha sido el relativo a la compañía Ford que ha marcado un máximo histórico de ventas en los coches de baja gama, mientras cerró noviembre con unas ventas que fueron un 6,5% superiores. 

En el caso de Chrysler, las ventas aumentaron un 14% el pasado mes de noviembre, el mejor onceavo mes desde al año 2007. 

En lo que se refiere al Forex, el euro ha vuelto a batir a la moneda estaounidense que arrastra ya al nivel del 1,30, mientras que la onza de oro avanza un 0,15% hasta los 1.715 dólares. Por su parte, el oil Texas repunta un 0,71% hasta los 89 dólares el barril.